jueves, 25 de octubre de 2007

EL ASESINO ESTÁ AL TELÉFONO (ALBERTO DE MARTINO, 1972)


La visión del asesino de su amante en un aeropuerto deja a Eleonor amnésica. No recuerda absolutamente nada de los últimos cinco años, los que han pasado desde el asesinato de aquel. Ni siquiera recuerda que está casada. Y para colmo, el criminal, interpretado por un hierático y poco amigo de los diálogos Telly Savalas, decide eliminarla.


Alberto de Martino es un veterano realizador que ha hecho de todo. Durante los años cincuenta fue ayudante de directores como Giorgio Simonelli y Luigi Filippo d’Amico. Debutó en la dirección en 1962 con “El gladiador invencible”. Durante esos años dirigió numerosos filmes pertenecientes al floreciente western (“El Sheriff terrible”, El Séptimo de Caballería”, “Sangre sobre Texas”) así como al ya decadente peplum (“El valle de los hombres de piedra”, “El triunfo de Hércules”). De Martino siempre se adaptó a la moda del momento, por lo que durante la segunda mitad de los sesenta se dedicó a los pseudo-Bond. Incluso contó con Neil, el hermano de Sean Connery para rodar “Todos los hermanos eran agentes”, cuyo título original fue “O.K. Connery”.


En cuanto al género fantástico, Alberto de Martino, lo tocó por primera vez en “Horror” (1963), una de las primeras cintas españolas de terror, aunque fuera en régimen de coproducción. Tras el éxito de “El exorcista”, rodó “El anticristo” (1974), una muy estimable película con una estupenda Carla Gravina. En 1977, y siguiendo la estela de “La profecía”, dirigió “Holocausto 2000”, protagonizada por Kirk Douglas y que personalmente considero un largometraje muy digno (sí, soy muy raro). Después de esta, rodaría “El hombre-puma” (1980), un ridículo subproducto nacido del éxito de “Supermán”; “Blood link” (1982) y “Miami golem” (1985), coproducidas con EE.UU y rodadas en inglés, para finalizar su carrera con “7, Hyden Park: La casa maledetta” (1985). En fin, estamos ante un artesano digno y solvente que cuenta con varias películas interesantes a lo largo de su extensa carrera. También con bodrios.


Para “El asesino está al teléfono” tomó elementos del giallo, que por entonces estaba causando furor gracias a las películas de Dario Argento, aunque el resultado está muy lejos de ser satisfactorio.


El mayor problema es que el argumento, en el que participaron cuatro guionistas, da como mucho para un mediometraje y la dirección ralentiza de manera desesperante la acción. El resultado es una película que fluye muy lentamente, que aburre bastante y que únicamente se anima durante los últimos veinte minutos, en la consabida escena de persecución entre el cazador y su presa que, lógicamente acaba con el triunfo de la protagonista. De hecho, y como bien apunta Carlos Aguilar en su imprescindible “Guía del vídeo-cine”, la escena de la muerte final de Telly Savalas, seccionado en dos partes por un telón metálico, es uno de los mejores momentos del filme.


El reparto cumple con funcionalidad. Anne Heywood da vida a la protagonista con bastante convicción y cabe destacar la belleza de Rossella Falk y Willeke Van Ammelroy, fría y madura la una y juvenil y garbosa la segunda.


Como director de fotografía encontramos a Joe D’Amato y la excelente música es de Stelvio Cipriani, aunque abuse demasiado de su logrado leitmotiv.


Calificación: 4 sobre 10.

Una ensoñación de Anne Heywood en el hospital que comienza de manera muy melosa y acaba sorprendentemente.




¿Sabías que…?


Willeke Van Ammelroy consiguió uno de sus mayores éxitos personales en 1995 interpretando a la protagonista de la ganadora del Oscar “Antonia” (Marleen Gorris).


Anne Heywood fue Miss Gran Bretaña en 1949.

11 comentarios:

La Perse dijo...

Joe D'Amato... ¿es "ese" Joe D'Amato? La de "El hombre puma" creo haberla casi-visto... o sea, que no la acabé; del resto, ni flores. Tomo nota, tomo nota.

Dr. Hichcock dijo...

Es "ese" Joe D'amato, antes operador que realizador, aunque llegó a alternar ambas labores.
Un saludo.

Aura dijo...

"O.K. Connery" xD

He visto la escena de ensueño intentando que me inspirase cierto terror Telly Savalas pero es inútil con este hombre, y es que hay personajes que marcan toda una trayectoria artística...

Un saludo ;)

Dr. Hichcock dijo...

En efecto, Aura, es lo que tienen los chupa-chups.

Ivan aka Imazur2002 dijo...

Muy interesante su blog, prestando atención a aquellas obras de las cuales casi nadie se acuerda, me lo apunto como obligado
saludos cinéfilos

Dr. Insermini dijo...

Me encanta Telly Savalas

elputocriticón dijo...

oh! y para cuando una segunda parte donde un usuario llama a su compañía de internet para consultar algo y lo dejan en espera durante horas con una musiquilla que lo desquicia hasta convertirlo en un demente con ansias de sangre?: el asesino está al teléfono 2!!

Pussy Galore dijo...

La amnesia, cuánto juego nos dá la amnesia!

BUDOKAN dijo...

A juzgar por lo que dices y las escenas que se pueden ver, este film me ha llamado la atención.Saludos!

filomeno2006 dijo...

Eterno aire bonachón de Telly Savalas

darkerr dijo...

A la lista de pendientes, todo lo que sea giallo me atrae mucho. Y De Martino es bastante competente. Saludos.